• Inicio Sugerir Modificar

Billy Elliot (Quiero bailar)


Cartel de Billy Elliot (Quiero bailar)

Ser el hijo de un minero en el Norte de Inglaterra durante la huelga de 1984 era duro, pero la casualidad hizo que Billy, un niño de once años, descubriese lo diferente que podría ser su vida. Tras caer fascinado por los movimientos de unas bailarinas de su edad, decide cambiar sus clases de boxeo por las de ballet, impartidas por la Sra. Wilkinson. La profesora reconoce de inmediato el talento de Billy y se concentra en enseñarle a espaldas del padre y hermano mayor Tony, mineros de huelga, que pasan la mayor parte del día en piquetes.

Cuando su familia descubre esa afición tan poco masculina, el padre irrumpe en la clase de la señora Wilkinson y prohíbe a su hijo volver al boxeo o al ballet, castigándole a quedarse en casa al cuidado de su senil abuela. Las únicas personas que parecen comprender a Billy son su amigo Michael y la Sra. Wilkinson, quien convence a Billy de continuar con sus lecciones particulares para intentar el ingreso en la Royal Ballet School.

Pero cuando llega el día de las pruebas, Tony es encarcelado y su padre y Billy acuden en su ayuda. La Sra. Wilkinson intenta explicarle al padre de Billy la oportunidad que su hijo va a perder, pero Tony la expulsa de la casa. Triste, Billy entra a medianoche en el gimnasio con su amigo Michael para mostrarle el baile que ha estado preparando. Sorprendido por la música, el padre de Billy se acerca y, por primero vez, reconce el don que tiene su hijo.

Este encuentro cambiará la vida de Billy y quienes le rodean tanto que, quince años más tarde, asistirán al espectacular debut de Billy como primera estrella en un teatro del West End londinense.

     Año: 2000
     Duración: 110 min.
     Nacionalidad: Reino Unido
     Género: Drama.
     Calificación: Todos los públicos

 
Nominaciones:
Oscar. Mejor director 2001
Oscar. Mejor actriz de reparto 2001
Oscar. Mejor guión original 2001
Goya. Mejor película europea 2001

Comentario

"Billy Elliot" contagia el amor por el baile y por la música, no se sienta extraño si de pronto siente que sus pies se mueven involuntariamente mientras usted visiona plácidamente el film. Y ahí radica el éxito de la película, en que transmite. La historia, a priori, podía parecer demasiado sensiblera, pero afortunadamente su director (haciendo gala de una gran inteligencia cinematográfica), obvia estos detalles y se centra en la lucha de un niño por sus ideales y en su gran fuerza de voluntad. De fondo, un gran retrato de la situación social y laboral en Inglaterra a principios de los ochenta. El trabajo del joven Jamie Bell es fascinante.

CANAL COMPRAS