• Inicio Sugerir Modificar

Yi Yi


Cartel de Yi Yi

NJ Jian, su esposa Min-Min y sus dos hijos forman una típica familia de clase media, que comparte su apartamento en Taipei con la anciana madre de Min-Min.

NJ tiene 45 años y trabaja como socio en una empresa informática que el año anterior obtuvo importantes beneficios, pero que pronto podría quebrar si no cambia de estrategia. A NJ le gustaría formar equipo con Ota, un diseñador de juegos electrónicos de Japón muy innovador, y disfruta hablando y pasando el tiempo con este japonés encantador.

Las cosas empiezan a ir mal para los Jian cuando el hermano de Min-Min, A-Di, se casa. Ese día la madre de Min-Min sufre un ataque y debe ser ingresada en un hospital en estado de coma. Ese mismo día también NJ se encuentra con Sherry, su novia del colegio, una mujer que está casada en Estados Unidos, y a la que no ha visto desde hace veinte años.

Durante las siguientes semanas Min-Min sufre una crisis y se encierra en un retiro religioso, su hija Ting-Ting recibe sus primeras lecciones sobre el amor, su hijo Yang-Yang se mete en unos cuantos líos en el colegio y su hermano A-Di se debate entre la novia que ha elegido y la mujer que ha rechazado. Un extraño asesinato se producirá en el bloque de apartamentos donde viven los Jian; un joven que ha llegado a la conclusión de que la vida es injusta y cruel, comete un crimen. Mientras tanto NJ va a Tokio a negociar con Ota..., pero también aprovecha para tener un encuentro con Sherry...

De alguna manera entre todos los problemas que tienen deben aprender lo hermosa que es la vida y cómo hay que cuidarla, sea cual sea la situación que nos toque vivir.

     Título original: Yi Yi
     Año: 2000
     Duración: 173 min.
     Nacionalidad: Taiwán, Japón
     Género: Drama.

 

Comentario

“Me acuerdo que en los años ochenta el periódico francés Liberation planteaba una sencilla pregunta a cineastas de todo el mundo para un suplemento especial de cine con motivo del Festival de Cannes. La pregunta era ¿Por qué haces cine? Mi respuesta ocupaba sólo una línea y era tan sencilla como la pregunta: “Porque no tengo que hablar demasiado”.

Lo mejor que puede decir un director se encuentra dentro de la película que ha hecho, no sobre el papel. Esta película es mucho más sencilla que la vida real. Me gustaría que los que la vieran tuvieran la impresión de haber pasado un rato con un amigo. Si salieran con la sensación de que han encontrado a un director entonces para mí la película habría sido un fracaso”.

CANAL COMPRAS