• Inicio Sugerir Modificar

La casa


Cartel de La casa

Para alejarse de la esclavitud que impone la frenética vida en la ciudad, Gothamites Cooper Tilson (Dennis Quaid) y su esposa, Leah (Sharon Stone), deciden hacer las maletas y mudarse con sus hijos a una mansión recién reformada a las afueras de Nueva York. Cold Creek fue en otro tiempo una mansión grandiosa y elegante, pero ahora está en ruinas. Sin embargo, Cooper y Leah tienen todo el tiempo del mundo para devolver a la casa ese esplendor que pedía a gritos. Todo va sobre ruedas hasta que Dale Massie (Stephen Dorff), el anterior propietario de la casa, sale de prisión y reclama sus derechos sirviéndose de todos los medios a su alcance. Hay dos tipos de personas en Cold Creek –los que viven en ella y los que han nacido en ella– y Dale no tarda en demostrar quién va a prevalecer, teniendo en cuenta que la casa esconde un oscuro secreto.

     Título original: Cold creek manor
     Año: 2003
     Duración: 118 min.
     Nacionalidad: EE.UU., Canadá
     Género: Terror.
     Fecha de estreno: 16/01/2004
     Calificación: Mayores de 13 años
     Distribuidora: Buena Vista Internacional.

 

Comentario

"Cold Creek Manor" nació cuando el guionista y productor ejecutivo Richard Jefferies estaba escribiendo "Tron 2.0" para Walt Disney Pictures. Una noche en una cena con los más importantes ejecutivos creativos del estudio, Jefferies mencionó una idea que había estado entreteniendo por varios años. Era una historia de suspense acerca de una familia que se muda de la ciudad al campo, en donde compra una vieja casona que necesita muchos arreglos. Pero su sueño se convierte en una pesadilla cuando el antiguo dueño de la casa aparece y desencadena un misterio. Los ejecutivos compraron la historia el día siguiente y le solicitaron a Jefferies que escribiera la película de inmediato. Afianzando el guión de Jefferies estaba la desconcertante idea de no saber quién vivió en tu casa antes que tú, o lo que ocurrió allí.

Mientras tanto, el director Mike Figgis recientemente había decidido regresar a la realización cinematográfica convencional cuando supo del guión. Luego de terminar el drama "One Night Stand" para New Line, la cual hacía alarde de grandes nombres como Wesley Snipes y Robert Downey Jr., Figgis eligió "desafiar el lenguaje de la realización cinematográfica" concentrándose en la utilización de la tecnología digital para crear proyectos experimentales e innovadores. Las cámaras digitales le dieron la libertad de usar un equipo más ligero y la flexibilidad de crear "piezas de cámara con actores menos conocidos y equipos más pequeños".

Armado con la sabiduría y la experiencia que adquirió a través de su nueva estrategia de realización cinematográfica, Figgis decidió que era tiempo de emprender otro proyecto de un estudio. "Siempre he sido admirador de las películas de género", explica. Al comienzo de su carrera, Figgis dirigió la película de suspense "Internal Affairs", protagonizada por Richard Gere y Andy Garcia, y él estaba listo para explorar una vez más un territorio siniestro.

"Cold Creek Manor"-la historia de una familia de la ciudad que se muda a una tenebrosa mansión en el interior de New York y se embarca en una escalofriante búsqueda de pistas para descifrar el escabroso pasado de la finca-estimuló la imaginación de Figgis. "Obviamente cuando te involucras con un guión, quieres brindar tus propias ideas y colaborar con el escritor. Pero había suficiente en la primera lectura como para interesarme, y entusiasmarme por el potencial de la película. Hubieron tres o cuatro áreas que me parecieron realmente aterradoras".

Figgis llamó a su agente para indicarle su interés, y muy pronto estaba volando de su base en Londres para encontrarse con Nina Jacobson, Presidente de Buena Vista Motion Pictures Group, y con otros ejecutivos del estudio para discutir el proyecto. La discusión fue positiva. "Les gustó lo que yo estaba sugiriendo para la película, y en ese mismo momento allí mismo, me preguntaron si quería hacerla. Fue un proceso simple", explica Figgis.

Figgis quería serle fiel al género del suspenso psicológico, pero dándole un nuevo giro. "Quería que fuésemos fieles al género, pero con el entendimiento de que hay elementos nuevos que podemos brindarle. El género es tan fuerte por sí mismo que puedes darle tu propio toque personal".

Figgis se reunió con los ejecutivos de Touchstone en marzo, y era evidente que la película debía ser filmada en el verano. "Los árboles tenían que estar verdes, de modo que las agujas del reloj estaban avanzando demasiado rápido", afirma Figgis. Teníamos dos alternativas: filmar de inmediato, o esperar hasta el 2003". Elegimos la primera opción, y el proceso irrumpió en un nuevo nivel de urgencia. Seis meses después de que Richard Jefferies entregó el guión, "Cold Creek Manor" estaba en producción.

Luego, los realizadores abordaron la tarea de seleccionar el reparto para el proyecto. "De inmediato empezamos a hablar acerca del reparto y de combinaciones de personas que podrían ser buenas juntas", comenta Figgis. "Era una película de suspenso que se llevó a cabo en el seno de una familia, de modo que tenía que ser una familia interesante".

Figgis quería establecer la autenticidad de los Tilson dentro de las restricciones del género, así que seleccionar a los actores perfectos era crucial. "Se trata de una pareja con un matrimonio establecido, y desde la perspectiva dramática existen muchísimas posibilidades. Quizás estén en un punto en su matrimonio en donde necesitan reinventarse a sí mismos, en donde, por muchas razones, la idea de mudarse de un ambiente totalmente urbano a uno rural parecía lo más razonable. Yo quería tomar a una pareja interesante y ponerla en un territorio desconocido y ver cómo se las arreglaban".

El área rural del Estado de New York es definitivamente desconocida por la cosmopolita familia Tilson, y los residentes de la región hacen muy poco por que se sientan bienvenidos. Este conflicto de clases solamente intensifica la tensión que acecha en el fondo de la película.

Explicando su decisión de seleccionar a Dennis Quaid como Cooper Tilson, Figgis afirma, "Siempre he sido un gran admirador de Dennis Quaid, y siempre quise trabajar con él. Siempre he pensado también que es un actor que se ha merecido más reconocimiento del que ha recibido. Lo respeto muchísimo".

Quaid devuelve el cumplido confesando que se sintió inclinado a realizar el proyecto aún antes de leer el guión debido a la participación de Figgis. Su instinto acerca del proyecto pareció justificado una vez que finalmente leyó el guión. "Me pareció que sería fascinante hacerlo. Siempre he sido un gran admirador de la película 'Cape Fear' (El cabo del miedo). Esta película tiene muchos de los mismos elementos. Es una retorcida historia gótica acerca de una familia".

Sharon Stone fue seleccionada como Leah Tilson. "Hace un tiempo que la conozco y nunca pudimos lograr trabajar juntos. Mientras más películas hace, más interesante se vuelve como actriz. Siempre dijimos que queríamos hacer algo juntos".

"Siempre quise trabajar con Mike Figgis", afirma Stone. "Hace mucho que nos conocemos, y creo que él hace películas fascinantes".

"Le di un vistazo al guión y pensé, me pregunto qué hará con esto", continúa. "Y luego empecé a hablar con él por teléfono, y pensé, ahora veo a donde va esto. Y creo que será interesante".

Mientras revisaba el guión, Figgis comenzó a pensar en su amigo Stephen Dorff en el papel de Dale Massie-un hombre que regresa a Cold Creek Manor buscando trabajo, y también para reclamar su herencia familiar. "Cuando pensé en él para representar a Dale Massie, me pareció que estaba en el momento perfecto de su carrera para interpretar a este tipo de personaje", afirma Figgis. Al igual que Quaid y Stone, Dorff rápidamente se comprometió con el proyecto.

Asustado por la relación de abuso con su padre, superficialmente Dale es encantador, servicial y popular con sus vecinos. Pero Dale también es propenso a repentinos arranques de cólera, capaz de arremeter contra sus amigos más cercanos y su familia.

Dorff se sintió "alucinado" por el personaje. "Dale está lleno de emoción y repleto de visos de esquizofrenia y confusión. Es una parte realmente ostentosa. Lo que me pareció más interesante es que sientes lástima por él".

Massie inyecta tensión adicional al matrimonio Tilson cuando aparece en su nuevo hogar. Muy pronto, Massie coquetea con Leah, y ella responde. El primer impulso de Cooper es enfadarse con Dale. Quaid explica, "Me desagrada desde el primer instante. Algo huele mal. Mi esposa es un poquito más liberal que yo. Ella cree que deberíamos darle una oportunidad. Él quiere trabajar haciendo reparaciones en la casa, porque la casa necesita muchos arreglos. De modo que, de mala gana, le doy un trabajo. Eso no dura mucho".

Quaid coincide en que "Nuestro matrimonio ya está en aguas turbulentas antes de que nos mudáramos al campo. Dale simplemente hace que aumente la tensión que ya existe en nuestro matrimonio. El tipo me da escalofríos, pero Leah está dispuesta a tener una mente abierta".

Stone no tiene más que elogios para la actuación de su co-estrella. "El personaje de Dale, que es interpretado por Stephen, toma vuelo con la película", afirma Stone. "Es muy poderoso en el papel".

Kristen Stewart y Ryan Wilson interpretan a los niños Tilson, Kristen y Jesse. "Kristen detesta a Dale", explica Stewart. "Siempre le estoy echando miradas asesinas", afirma Stewart.

"Me encantó el hecho de que los niños eran quienes tenía el poder en esta película. Ellos eran los más inteligentes", asevera Sharon Stone. "Los niños continuamente decían, 'esto es lo que está ocurriendo, y tienen que escucharnos'. Escucha a tus hijos cuando te dicen que algo no anda bien-me encanta ese mensaje en esta película".

Figgis puso el mismo empeño y cuidado en seleccionar el reparto de los papeles secundarios de la película. "A mí me gustan los actores, y me gusta trabajar con actores fuertes. Era muy importante para mí lograr un grupo fuerte", afirma.

El personaje del Sr. Massie es un ejemplo al respecto. Para Figgis, Christopher Plummer era la única alternativa. "El padre de Dale es crucial para la historia, a pesar de que solamente aparece en dos escenas", afirma Figgis. "El actor necesitaba ser capaz de inmediatamente contar la historia acerca de la relación con su hijo que explica una gran parte del misterio".

"Fue maravillosamente divertido interpretar a este malvado y mezquino viejo y trabajar con Dennis Quaid y Stephen Dorff, dos actores que admiro tremendamente", afirma Plummer. "Fueron dos días sumamente placenteros, particularmente porque me dieron la oportunidad de trabajar con el maravillosamente talentoso director Mike Figgis, cuyo agudo sentido de efectividad e ingenio sarcástico mantuvo la moral volando muy alto".

Plummer se sintió halagado cuando Figgis y Stone fueron a Canadá después de terminar la filmación para ver una actuación de Plummer en "King Lear" en el Festival de Stratford en Canadá. "Fue una muestra de buena voluntad, más que ninguna otra cosa", afirma.

Acerca de su personaje, Plummer agrega, "Massie es un excéntrico y viejo demonio que tiene un sentido del humor algo rudo y es un cruel rigorista. Creo que a él no le agrada Dale en lo absoluto y nunca le ha simpatizado. Realmente fue muy firme y cruel con Dale y siempre lo acusó de no ser un verdadero hombre".

Dorff se alegró de la oportunidad de actuar junto a Plummer. "Él es uno de mis actores favoritos", asevera Dorff. "Solamente fue un día, pero fue todo un placer trabajar con él".

Juliette Lewis fue seleccionada para el otro papel de estrella invitada en la película, el de la amante de Dale, Ruby Ferguson. Creo que Juliette es brillante en las películas. Me encantaría tenerla como actriz principal, de modo que el hecho que aceptara el papel de invitada estelar es un gran comienzo", afirma Figgis. "Estoy seguro que trabajaremos juntos otra vez".

De acuerdo a Lewis, Ruby es "la enamorada en una película de suspenso impulsada por los personajes", lo cual le da espacio para "darle algo de sabor al personaje. Ella es como el rock and roll".

Lewis se sintió atraída a interpretar lo que ella describe como un "personaje contradictorio. Ruby es dura y fuerte, aún así está en una relación abusiva. Ella ve a Dale como incomprendido y sensible, de modo que ella es la enamorada que lo apoya, en perjuicio de sí misma".

Interpretado por Dana Eskelson, el personaje de la Sheriff Annie Ferguson es una de las pocas personas que ha visto de primera mano ambos lados de la naturaleza de Dale. "Dale es como el Flautista de Hamelin. La gente del pueblo le es muy leal", explica Eskelson. "La sheriff sabe que para mantener la paz, tiene que estar en buenos términos con Dale, debido a sus relaciones con la ciudad. Él es muy carismático, pero ella conoce su lado infame también".

A pesar de que la Sheriff Ferguson no aprueba la relación de Ruby con Dale, el lazo que los une continúa siendo fuerte. "Ruby está algo afectada", explica Eskelson, "y necesita un poco de ayuda. Annie sabe que ella no puede realmente ayudarla, o evitar que siga viendo a Dale. Ruby no es realmente un conflicto, porque es más fácil negarle algo a una hermana que a un pueblo".

Lewis agrega, "Annie detesta a mi enamorado, y le encantaría verlo desaparecer del pueblo. Y aún así me apoya, porque somos hermanas. De modo que existe toda esta dinámica".

"Cold Creek Manor" destaca la aguda línea divisoria que existe entre los residentes del pueblo y los "capitalinos" como los Tilson, al igual que los prejuicios de ambos lados. "Nosotros llegamos a uno de estos pequeños pueblos del interior de New York que es muy unido, y no confía mucho en los forasteros. Es difícil convertirse en una parte real de la comunidad debido a eso", explica Quaid.

La Sheriff Ferguson tiene que mantener la paz entre las dos facciones. "Los ciudadanos son en su totalidad personas buenas. Solamente están asustados", afirma Eskelson. "El mundo se ha infiltrado en su comunidad. Annie tiene que mantener la paz entre los forasteros con buenas intenciones, y los residentes de la zona que quieren proteger lo que es suyo. Tiene que haber un balance entre ambos". Estas tensiones subyacentes hacen más difícil para Cooper encontrar a alguien que crea sus sospechas mientras que él descifra los misterios de la finca.

Igualmente vital para la producción era el personaje mismo de la "casa con un pasado". De acuerdo a Figgis, la base del género del suspenso yace en la idea de un grupo de inocentes atrapados en un ambiente corrupto. "Constantemente se está contrastando la inocencia en contra de la persistente oscuridad-como un edificio por ejemplo. De modo que uno de los personajes principales en la película era la casa. No solamente tenía que encontrar a los actores idóneos, también tenía que buscar la casa idónea. Yo no quería filmar en un estudio; yo quería encontrar una casa verdadera".

La búsqueda de la casa perfecta se realizó en Virginia, Montreal y Toronto, antes de que el lugar ideal fuese descubierto en una pequeña ciudad a una hora al suroeste de Toronto. Al ver la propiedad, el diseñador de producción Leslie Dilley tuvo lo que él describe como un "momento eureka. Mientras más caminaba por el lugar, más me daba la sensación de que Richard debió vivir en esa casa mientras escribía el guión. Era muy extraño. Tenía todo lo que habíamos estado buscando".

Bueno, no todo. La propiedad unifamiliar estaba en el proceso de renovación por sus propietarios; varias habitaciones en el primer piso ya habían sido remodeladas. "Yo les dije que tendría que deshacer todo lo que habían hecho y arruinarla un poco". Por fortuna, los propietarios estuvieron de acuerdo con el plan y se hizo el trato.

Dilley y su equipo se pusieron a trabajar. Los muebles de los propietarios fueron retirados y la tarea de poner la casa en mal estado comenzó en serio. Se diseñaron arcos y se colocaron en la entrada, y se le agregó una claraboya de vidrio de color al techo. El arte fue manchado, y se le agregó un empapelado para provocar el envejecimiento. Se insertaron tuberías rotas en la pared y en el techo de la cocina.

"El estilo de esta casa es perfecto para la película. Llevo a estas personas inocentes a esta casa, y crear así la atmósfera perfecta era esencial", afirma Figgis. "La gente decía que la casa estaba embrujada. Sharon vio a un fantasma y alguien vio movimiento de duendes en una de las recámaras del segundo piso. La casa invita a esa clase de reacciones. La casa es grande, las habitaciones son grandes, y las puertas son grandes-la escala es perfecta".

El trabajo continuó en el terreno de la propiedad. Se le agregó la piscina, al igual que la verja de acero que domina la entrada de la casa. Se le puso hiedra a la casa, y una "selva de mala hierba alrededor de la piscina para darle un aspecto de abandono". Dilley continúa, "Le agregamos un camino de rosas con columnas de rejas rotas, el cual, al final de la película cuando todo ha sido remodelado, es una hermosa pérgola de rosas". También se creó un cementerio familiar que se podía divisar desde la casa. Para completar la figura, Dilley incluyó una capilla en ruinas.

El equipo de diseño tenía que crear también 'la garganta del diablo'-la fisura natural/pozo que aparece en forma prominente en la historia. Dilley creó un modelo utilizando un molde de arcilla, que fue luego transformado en fibra de vidrio. La estructura de tamaño real fue colocada en el suelo, justo debajo de la línea de agua. Fue cubierta con hojas y ramas para ocultarla. A las ranas del bosque aledaño no se les pudo engañar; todos los días los miembros del equipo técnico tenían que poner muchas ranas dentro de la estructura artificial.

Las cámaras empezaron a rodar el 6 de agosto, 2002. Varias ciudades en Ontario, Canadá, incluyendo Blair, Cambridge y Toronto, fueron elegidas como locaciones.

Figgis tenía actores que respondieron bien al material, encontraron a los personajes interesantes, les agradaba la idea de un reparto estelar, y querían tener la oportunidad de trabajar con él. "Era una base sumamente positiva con la cual filmar una producción estelar", comenta.

Para los actores, Figgis era un director consumado. "Es una película estupenda", afirma Sharon Stone, "y Mike siempre se anticipa a la época. Es un realizador interesante".

Quaid, quien riendo llama a Figgis el "independiente-'sólo dame una cámara de 16 milímetros y un foco de luz y te haré una película ganadora del Premio de la Academia'", cree que Figgis "mantiene la tensión compacta con su elección de tomas de cámara, y con lo que escoge observar".

De acuerdo a Dorff, Figgis es "un director increíblemente artístico" quien se ganó su confianza al darle la oportunidad de "ser libre y jugar".

Quaid amplía el comentario de Dorff. "Mike es muy colaborador. No hemos hecho mucha improvisación, pero no es una película de improvisación. No es muy diferente al guión, pero cambiamos las cosas mientras vamos avanzando si es que los cambios son mejores que lo que ya tenemos".

Una vez que empezamos con la filmación, la producción tuvo que lidiar con las serpientes, dos semanas de lluvia artificial mientras filmaban en el techo de la casa y un caballo muerto. A pesar de que algunos miembros del equipo técnico se resistían a la idea de tener serpientes en el foro de grabación, Kristen Stewart y Ryan Wilson estaban a la altura de la aventura. "Yo en realidad no tenía miedo", comenta Stewart. "Había entrenadores en el escenario que nos hacían sentir cómodos con la serpiente antes de que filmáramos, de modo que no era tan difícil. Era una serpiente muy bonita. Me gustó".

Las noches que transcurrieron filmando en el techo y cerca de la garganta del diablo bajo la cegadora lluvia no fueron una experiencia placentera para nadie. Dorff de buen grado admite que la secuencia de la lluvia fue la parte más difícil de la filmación. "La parte más difícil de esta película fue la secuencia de lucha en el techo. Luce espectacular, pero hacía frío, estaba lloviendo y todo era un desbarajuste allí arriba".

Stone había trabajado más de una vez en el agua. Ella también tuvo que filmar las escenas en las que Leah se cae en la garganta del diablo y se encuentra cara a cara con los cuerpos sin vida de la esposa y los hijos de Dale. Las secuencias fueron filmadas en el foro en un inmenso tanque de agua.

Stone describe esa experiencia. "Calentaron tanto el agua que tuvimos que enfriarla", afirma la actriz. "Debido al calor, el agua estaba tan boyante que tuvimos que poner bolsas de arena en el fondo para permanecer abajo. No estuvo tan mal, porque afuera del tanque en el estudio, se estaban congelando".

Además de servir como director y productor, Figgis también compuso la música original para la película. El público ha llegado a asociar sus películas con una imagen y sentimiento característicos, y como músico, Figgis sabe la clase de atmósfera que puede crearse a través de la música. "Es un sentido el que se desarrolla acerca del humor y la atmósfera. A veces veo una escena y ya sé cómo va a oírse. No sé la melodía, pero sé que será muy aterradora de modo que usaré cuatro flautas bajas, un tambor y quizá un solo de violín con la sordina, para espantar a la gente. Existe cierta clase de trucos que como músico sabes que serán espeluznantes.

Figgis también acredita al cinematógrafo Declan Quinn con ayudarlo a lograr la visión que impulsa su trabajo. "Al elegir trabajar por tercera vez con Declan, cuyo trabajo admiro, yo sabía que mis elementos empezaban a caer en su lugar. Tengo un lenguaje con Declan de la experiencia y de haber trabajado en el guión".

La casa, los actores, la cinematografía, la música-todas estas cosas funcionan de una forma muy sutil para crear la atmósfera que Figgis espera obtener.

"Es seductor. Es una verdadera película de suspense psicológico", afirma Sharon Stone acerca de la película. "Siempre creo que si puedes comerte dos bolsas de palomitas de maíz mientras ves una película en lugar de solamente una, es porque te has estado divirtiendo. Yo creo que esta es para dos bolsas".

CANAL COMPRAS