• Inicio Sugerir Modificar

La vecina de al lado


Cartel de La vecina de al lado

Matthew Kidman (Emile Hirsch), de dieciocho años de edad, es un chico legal, trabajador y estudioso que nunca ha disfrutado propiamente de la vida… hasta que se enamora de su nueva vecina, la guapa y aparentemente inocente Danielle (Elisha Cuthbert). Cuando Matthew descubre que esta perfecta "chica de la puerta de al lado" ha sido estrella del porno, su plácida existencia empieza a saltar por los aires. Al final, Danielle va a ayudar a Matthew a salir de su caparazón y a descubrir que a veces hay que arriesgarlo todo por la persona a la que quieres.

     Título original: The girl next door
     Año: 2004
     Duración: 108 min.
     Nacionalidad: EE.UU.
     Género: Comedia.
     Fecha de estreno: 06/08/2004
     Calificación: Mayores de 18 años
     Distribuidora: 20Th. Century Fox Home Entertainment Epaña, S.A.

 

Comentario

LA VECINA DE AL LADO es una comedia sobre dos mundos opuestos, con puntos de vista y procedencias antagónicos. Se trata de un chico con un futuro y de una chica con un pasado; de un chico que está a punto de perder su inocencia y de una chica que está intentando recuperar la suya.

La película se hace la siguiente pregunta: ¿Hasta dónde estás dispuesto a llegar por la persona a la que amas? Si quieres a la chica de la puerta de al lado, más te vale estar dispuesto a arriesgarte y vivir una experiencia para la que nunca te habías preparado.

El director Luke Greenfield quería aportar una explosiva mezcla de humor, peligro y amor a "La vecina de al lado". La historia (un inocente joven enamorado de su hermosa y aparentemente inocente vecina va a descubrir que en tiempos fue una estrella del porno) se podía haber convertido con gran facilidad en una comedia adolescente de sal gorda. Pero Greenfield pretendía seguir un camino distinto. "Me gusta explorar el lado salvaje de la vida, y concebía la película como si versara sobre un chico normal que se ve inmerso en una situación peligrosa y descontrolada", dice. "Estaba buscando una mezcla de realismo y volatilidad. Por supuesto, la película tenía que ser divertida, pero al mismo tiempo tenía que ser sincera, inquieta y dar un poco de miedo".

CANAL COMPRAS