• Inicio Sugerir Modificar

Bob esponja, la película


Cartel de Bob esponja, la película

Ah, qué plácida y sencilla es la existencia en Fondo Bikini, en donde el hogar es una piña y justo a la vuelta de la esquina, en el Crustáceo Crujiente, siempre te sirven un delicioso cangrejo fresco y calentito...

Pero pronto el mundo verá cómo se pueden torcer las cosas en ese paraíso submarino que es el hogar de Bob Esponja. Bob y su amigo, la poco espabilada estrella de mar Patrick, se embarcan en una odisea que los lleva a descubrir nuevos mundos y peligrosos monstruos; por el camino descubren también que ser un niño no está tan mal después de todo.

     Título original: The SpongeBob squarepants movie
     Año: 2004
     Duración: 90 min.
     Nacionalidad: EE.UU.
     Género: Animación.
     Calificación: Todos los públicos
     Distribuidora: United International Pictures

 

Comentario

Sí, algo huele a pescado podrido en Fondo Bikini. El héroe submarino más inocente de la historia va a aprender algunas verdades de la vida cuando en compañía de su amigo Patrick viaja a Shell City para rescatar la corona robada del rey Neptuno. Nadando entre tiburones y otros villanos marinos, Bob viaja hasta donde ninguna otra esponja ha llegado antes, en esta absorbente aventura acuática.

La anticipada inmersión de Bob Esponja en la pantalla grande proporciona las continuas dosis de humor que podrían esperar los fans de la serie de TV, un tercio de los cuales aproximadamente son adultos. El creador de Bob Esponja, Stephen Hillenburg, ha sabido mantener intactas las cualidades de las absurdas aventuras náuticas de esta esponja marina incurablemente optimista y de sus amigos de Fondo Bikini. Y al expandir el entorno acuático del relato, Hillenburg lleva a sus personajes y a sus leales fans a excitantes lugares que estaban fuera del alcance de la pequeña pantalla del televisor.

Dice la productora Julia Pistor, vicepresidente senior de Nickelodeon Movies: "La gente adora a Bob Esponja porque vive felizmente ajeno al mundo que le rodea. Jóvenes y adultos se sienten atraídos por él; y creo que esto se debe a que el mundo se ha convertido en un lugar complicado y peligroso, tanto que a veces uno desearía poder vivir felizmente ajeno a todo ello..."

El creador de Bob Esponja Stephen Hillenburg nunca llegó a sospechar que una simple esponja de cocina pudiera llegar a tener un atractivo universal, pero así ha sido: "Uno crea algo que piensa que va a servir para que sus amigos se rían, pero no para que se genere una locura en torno suyo. Era algo totalmente inimaginable".

Pero la serie de TV ("SpongeBob SquarePants") empezó a convertirse en un fenómeno para los espectadores y para los críticos también. Joyce Millman escribió en The New York Times: "Es el dibujo animado más encantador de la televisión, y también uno de los más raros. Tiene un sentido del humor limpio, lo que no carece de sentido porque al fin y al cabo su protagonista es una esponja".

La serie de Nickelodeon sabe moverse entre el humor adulto y la inocencia infantil. A los niños les gusta porque es divertida y a los adultos por la maliciosa inteligencia de los guiones. Su carácter satírico, nunca malintencionado, explica la popularidad de esta esponja amarilla entre universitarios y adultos a lo largo de todo el país. Y esta nueva aventura cinematográfica de Bob Esponja y sus amigos hará que se gane nuevos segmentos de audiencia.

El tema de la película gira en torno a la integridad y la fe en uno mismo, condiciones necesarias para poder cumplir las metas que uno se propone. Dice Hillenburg: "La película explica cómo Bob llega a aceptar su condición infantil. Por mucho que quiera ser un "adulto", lo que le hace triunfar es su mentalidad de niño".

Pistor añade: "Es una película de colegas, centrada en la amistad entre estos dos alocados personajes, Bob y Patrick, en su pureza de corazón, y en lo mucho que están dispuestos a hacer el uno por el otro. Hay una escena al final que he visto un millón de veces pero que aquí me sigue haciendo llorar. Así que la película es absurda y divertida pero, al igual que la serie, está llena de emoción".

La película describe un rito de paso de Bob Esponja, quien aquí emprende un formidable viaje, pero sus creadores se han esforzado por conservar el tono ligero e infantil que constituye la esencia de Bob. Dice Hillenburg: "La película confirma el mismo principio que sustenta la serie: la inocencia es una gran virtud. Además, la historia que cuenta es realmente divertida".

El premido actor Alec Baldwin, que le pone voz a Dennis el mafioso, es un gran defensor de los programas infantiles y de la serie "SpongeBob SquarePants" en particular: "En un dibujo animado todo tiene que cuadrar: la animación, las voces, el guión, las reglas que rigen -o que no resultan aplicables- en el particular mundo animado que se representa, todo debe encajar. Y los creadores de esta película cumplen esto a la perfección".

Si Dennis es una amenaza para Bob Esponja, la sirena Mindy es uno de sus grandes cómplices, así como el primer amor de su amigo Patrick. Le pone voz Scarlett Johansson, que encontró muy divertido doblar a un personaje de animación: "El director de voces insistía en que hablase más alto y más deprisa y que dijese tonterías cada vez más chifladas. Llegó un momento en que tuve que decirle que eso es justamente lo contrario de lo que suelo hacer. Pero tenía unos compañeros de doblaje llenos de talento y que se lo estaban pasando en grande; así que me relajé, me puse tonta y al final acabé disfrutando mucho yo también".

Jeffrey Tambor, conocido por "The Larry Sanders Show", dice que se ha convertido en un "icono cultural" para su familia por haberle puesto voz al rey Neptuno en la primera película de Bob Esponja, que le parece deliciosamente irreverente: "Yo estaba hecho para este papel: un hombre calvo lleno de inseguridad... Me encanta el sentido del humor de esta película, es moderno, original y no teme ser ni sofisticado ni tonto. Creo que la película es un gran entretenimiento; hay que ser un aguafiestas certificado para no disfrutar con ella".

David Hasselhoff, el protagonista de la serie "Los vigilantes de la playa", tiene una aparición sorpresa en la que hace de sí mismo: "Cuando Steve Hillenburg me propuso participar en la película le dije que lo haría sin importar el papel que me diera, porque cuando mencioné la palabra "Bob Esponja" en casa todos mis hijos se pusieron como locos. Conozco la serie de TV y me encanta, me parece algo muy positivo para los críos y me siento honrado de aparecer en la película".

Tom Kenny le ha puesto voz a Bob desde que el personaje fue creado en 1999; dice que sus propios hijos le han ayudado a saber inspirarse en su niño interior para hacer su trabajo: "Esta película se dirige al niño que todos guardamos en nuestro interior y por eso creo que superará el test del paso del tiempo. Como todos los niños que acometen algo que les supera, Bob Esponja y Patrick temen no estar a la altura de la empresa. Oscilan entre el miedo y la valentía, que es la forma habitual que tiene un niño de aventurarse por el mundo".

El equipo técnico y artístico de la película, procedente en su mayoría de la serie televisiva, ven este largometraje como una ocasión para expandir los rasgos de los personajes, pero no para alterarlos. Bob se aventura en un mundo nuevo pero sigue tan felizmente inocente como siempre. De hecho ni siquiera está influido por la cultura popular pese a haberse convertido él mismo en un icono pop, como muchos cómicos del pasado. Dice su creador, el director, co-guionista y productor Stephen Hillenburg: "El humor de Bob Esponja es de corte clásico y eso siempre resulta atractivo. A mi me encantan Laurel y Hardy, me parecen dos ejemplos perfectos de personajes ingenuos e infantiles que siguen haciéndonos reir hoy en día. De hecho, se parecen un poco a Bob Esponja y a Patrick, que van por así sembrando el caos en su pequeño mundo..."

Stephen Hillenburg parecía predestinado a crear el esponjoso mundo de Fondo Bikini. De pequeño le encantaban los documentales de Jacques Cousteau; luego estudió planificación de recursos naturales, especializándose en recursos marinos; y después impartió clases de biología marina. "Aprendí mucho dando aquellas clases a los chicos", dice Hillenburg.

Aficionado a Laurel y Hardy, Beany y Cecil, y Ren y Stimpy, Hillenburg estudió animación experimental en el California Institute of the Arts. Su primer trabajo en el campo de la animación fue de guionista y director creativo de "Rocko's Modern Life", una serie de Nickelodeon. Allí conoció a muchos de los que luego formarían parte del equipo creativo de la serie "SpongeBob SquarePants" y luego de BOB ESPONJA - LA PELÍCULA.

Tom Kenny, la voz de Bob Esponja, recuerda el día que le presentaron al personaje: "Steve y yo trabajamos juntos en "Rocko" y descubrimos que teníamos un sentido del humor similar. Luego me llamó para un proyecto que llevaba mucho tiempo dando vueltas. Cuando me enseñó lo que era, me quedé maravillado. Había hecho hermosísimos dibujos a la acuarela de la casa-piña de Bob Esponja, del restaurante del Sr. Krab, el Krusty Krab... Incluso había escrito una pequeña biblia con descripciones de cada personaje. Era todo un mundo completamente formado que sólo parecía esperar que alguien le pusiera voz al protagonista. Por fortuna, el elegido fui yo".

Hillenburg presentó su proyecto a Nickelodeon -poniendo él mismo voz y gestos a todos los personajes- y enseguida recibió el visto bueno. De hecho, Nickelodeon celebró su vigésimo aniversario en 1999 con el estreno de "SpongeBob SquarePants". Hoy en día el cuadrado cuerpo amarillo -que es casi todo cara- de Bob Esponja atrae a cerca de 60 millones de espectadores cada semana.

Hay quien dice que es la simplicidad del dibujo lo que atrae al público menudo, y la ausencia de cinismo lo que atrae al público adulto. Pero su creador tiene otra opinión: "Bob Esponja es demasiado raro como para poder decir que es puro o simplista. Bob tiene un irreprimible sentido lúdico ante el mundo real y eso hace que resulte surrealista y tonto para mucha gente". Frente al incurable optimismo de Bob está el igualmente incurable pesimismo del pulpo Calamardo, la avaricia del Sr. Krabs y la ambición de Plankton y de su matón, Dennis. Hillenburg comenta respecto a la galería ampliada de personajes que presenta la película: "Algunos se portan mal y otros no. Lo que he tratado de subrayar es la noción de que la impaciencia y la violencia no solucionan nada. Mindy, por ejemplo, favorece la idea del amor y los buenos sentimientos al convencer a su severo padre de que les da a Bob Esponja y a Patrick un plazo mayor para llevar a término su empresa. Por otro lado Plankton y su banda de matones tratan de conseguir sus propósitos a la fuerza, es una actitud que no quisiéramos ver en nuestros hijos cuando se enfrentan a un problema. Creo que tal y como están las cosas en el mundo, el mensaje de la película es muy oportuno".

Hillenburg dice que sin el equipo que colabora con él el proyecto se hubiera literalmente hundido: "El mundo de Bob Esponja no sería lo que es sin la aportación de mi co-guionista y co-director Derek Drymon. Es mi brazo derecho, mi cómplice. Les debo mucho a él y al estupendo reparto vocal de la película. Tom Kenny, por ejemplo, eleva el personaje de Bob Esponja por encima de la página escrita, del fotograma, de la celda de animación. Tom es indispensable, al igual que Mel Blanc era inseparable de Bugs Bunny".

El talento vocal de Kenny es tan versátil como moldeable es la figura porosa de la esponja Bob, y el actor es igual de modesto que su estrujable encarnación animada: "Es un placer hacer de Bob porque todo él se contiene ya en los story-boards. La forma en que actúa tiene una lógica peculiar, en la que es fácil perderse. Es travieso y un poco obtuso pero está dibujado con mucho cariño".

El mejor amigo de Bob es Patrick, una estrella marina rosa que se pasa el día deslizándose por la roca que tiene alquilada. No tiene un cerebro privilegiado y de hecho centra su vida en comer, dormir, y yacer adormilado. Pero en su primera aventura de cine se encuentra con más acción que en toda su vida anterior. Dice Bill Fagerbakke, el actor que le presta su voz: "Bob Esponja y Patrick tienen una relación de tipo yin y yang, se complementan a la perfección. Incluso vocalmente: Bob tiene una voz aguda y Patrick la tiene grave. Forman un gran equipo, son como dos niños sin padres que se cuidan entre sí".

Bob trabaja en el Crustáceo Crujiente con Calamardo, un pulpo amargado con los pies en el barro que preferiría dedicarse a tocar el clarinete con la Filarmónica Fondo Bikini. Todo el mundo parece irritarle pero nadie más que el propio Bob. Dice Rodger Bumpass, el actor que le presta su voz a este malhumorado personaje: "A mi me recuerda mucho al Sr. Wilson, el gruñón vecino de Daniel el Travieso. Se cree por encima de los demás y le irrita mucho toda la locura que le rodea. Se queja mucho de Bob pero creo que en el fondo le aprecia, si bien nunca llegará a admitirlo". Según Hillenburg, Calamardo es la antítesis de Bob: "Es pesimista y nunca ve el lado bueno de las cosas. Es un tipo que te gusta precisamente porque no hay nada en él que te pueda gustar. Es divertido verle junto a esta colección de candorosos y optimistas personajes".

El gran villano de la película -de hecho, es el gran villano más pequeño que haya salido en una película- es el casi invisible organismo de un solo ojo: Plankton. Es dueño de Chum Bucket, el restaurante de menos éxito de todo el Fondo Bikini, y en la película libera el resentimiento que ha acumulado a lo largo de la serie, tratando de apoderarse del pequeño mundo submarino que habitan los personajes. Dice Doug Lawrence (alias Mr. Lawrence), el actor que le presta su voz: "Plankton es una pequeña ameba, un pequeño cíclope con un gran complejo de Napoleón". Comenta Hillenburg, que también se ha encargado de la dirección de voces de la película: "Quería que este diminuto Plankton tuviera una voz resonante y madura como la de Gregory Peck".

Hillenburg añade: "Gracias al reparto vocal habitual y a las nuevas voces invitadas, la historia se expande espacial y emocionalmente mucho más allá de lo que abarcaba la serie de televisión. De hecho la película me recuerda aquellos maravillosos cortos de animación que solían poner en los cines antes de la película, sólo que en este caso se trata de una aventura animada de largo metraje..."

CANAL COMPRAS