• Inicio Sugerir Modificar

Reeker


Cartel de Reeker

Cuando, inexplicablemente, cierran una solitaria autopista, cinco estudiantes que comparten viaje hacia una fiesta en el desierto, se encuentran atrapados en una cafetería recientemente abandonada. Negándose a que las nuevas circunstancias interfieran en su diversión, se preparan para pasar la noche; pero son interrumpidos por extrañas y fascinantes visiones de viajeros brutalmente mutilados. Esas horribles visiones quizás expliquen el abandono repentino del motel y del café, pero la aparición de un extraño hombre, cuya mujer ha desaparecido, confirma sus peores miedos. Él también ha visto a las personas moribundas - víctimas de un asesino, el que probablemente se ha llevado a su esposa -- un asesino que arrastra una oscura fuerza de decadencia y putrefacción.

Guiados por los sentidos intensificados de un estudiante ciego, tienen que sobrevivir durante la noche y confrontarse a lo que parece ser un terrible abismo entre los vivos y los muertos. A medida que el número de muertos aumenta, el extraño misterio se acentúa. A aquellos suficientemente fuertes para sobrevivir, les queda una pregunta: ¿qué demonios es Reeker?

La respuesta revela un giro inesperado que conduce a Reeker a una dimensión todavía más sorprendente y sensacional.

     Título original: Reeker
     Año: 2005
     Duración: 90 min.
     Nacionalidad: EE.UU.
     Género: Terror.
     Fecha de estreno: 17/02/2006
     Calificación: Mayores de 18 años
     Distribuidora: Baditri, S.L.

 

Comentario

"He echado de menos el sentido de la diversión en la última cosecha de películas de terror. Nos encontramos con las que son demasiado estilizadas, demasiado serias y casi deliberadamente aproximadas a la calificación moral no recomendada para menores de 13 años; también están aquellas que tienen bajo presupuesto y que van directamente al estante inferior de un videoclub; y aquellas películas de serie B en las que aparecen monstruos de forma repentina, para ver en la televisión con un cubo de palomitas - y no hay mucho más entre unas y las otras.

Mis películas de terror favoritas siempre han sido espeluznantes, inteligentes y divertidas. Por eso, básicamente he querido aterrorizar a la gente, hacerles reír y darles una historia lo bastante gruesa para masticarla pero lo bastante fácil como para tragarla".

CANAL COMPRAS