• Inicio Sugerir Modificar

Caracremada


Cartel de Caracremada

La anarcosindicalista Confederación Nacional del Trabajo de España en el Exilio envía, desde sus despachos en Toulouse (Francia), armas y salvoconductos a un grupo de tres guerrilleros encabezados por Marcel·lí. La consigna resuelve ejecutar un sabotaje en una central eléctrica del interior de Cataluña, golpe de efecto para precipitar la caída del régimen de Franco. Un cuarto compañero, Ramon, aparece al amanecer.

En una masía cercana, los arenques cuelgan de la fachada y se secan al sol. Una niña verá como su padre muere al proteger a Ramon y Marcel·lí de la amenaza de la Guardia Civil, así como la voluntad de actuar del primero y el instinto de conservación del otro.

En 1951, la CNT exiliada decide postergar la acción violenta y retirar los grupos del interior. Ramon se rebela contra ese dictamen y sigue la lucha por su cuenta contra los símbolos del Régimen. Las actividades de Ramon se centrarán en el sabotaje reiterado de las líneas de alta tensión de Cataluña. Convertirá su lucha en un oficio, ordenado y efectivo, autogestionando su existencia precaria, dueño de sí mismo y de los bosques que habita.

La década de los 60 se inicia con la reorganización en el exilio de los cuadros anarquistas, retomando la táctica de acción directa en el interior. Jóvenes sin experiencia toman la alternativa abandonada por sus predecesores diez años atrás.

En la masía donde cuelgan los arenques, un joven guerrillero llama a la puerta pidiendo ayuda, acechado por la Guardia Civil. Su llegada en medio de la noche, espejo de la violencia del pasado, mueve a la joven huérfana a seguirlo, fascinada y a escondidas, a través del bosque.

Ramon, último reducto de la vieja resistencia fundacional, sigue con sus principios y tácticas de acción inalterados, convirtiéndose en una sombra que es pura determinación, rechazo y lucidez obsesiva, encarnación de la lucha inefable.

     Título original: Caracremada
     Año: 2010
     Duración: 98 min.
     Nacionalidad: España
     Género: Drama.
     Fecha de estreno: 10/12/2010
     Calificación: Mayores de 7 años

 

Comentario

"No fue la Historia, o no lo fue inmediatamente: la organización libertaria en el exilio y la guerrilla del maqui rural en el interior; la colaboración de los enlaces, las delaciones o la vida amarga de la guardia civil... sino la imagen, más poderosa que ninguna otra, de un hombre solo con una sierra de metal que saboteaba torres eléctricas en medio del bosque.

Puede parecer fuera de lugar, un pronto de afectación, pero todavía ahora se me hace muy difícil volver a contemplar estas estructuras de acero, imponentes, sin imaginármelas por un instante derrumbadas, con los hierros desperdigados, vencidos, como elefantes tumbados a pleno sol.

Era la primera imagen de todas, el primer sonido, y necesitaba de otras que la ayudaran a colocarse en el lugar privilegiado que se merecía. Un mundo coherente que diera la libertad necesaria a esta cosa aparentemente irracional para recrearse hasta el agotamiento, sin comérsela o rebajarla ni un decibelio, sin hacerle perder este poder de fascinación que me la había metido a la cabeza. Se debía plantar un bosque formado por árboles de naturaleza parecida; acciones directas, por decirlo con propiedad, con capacidad de explicarse a sí mismas, o de sugerirse o de ser impenetrables, sin necesidad de decir mucho más y que poco a poco fueran tejiendo un relato a base de pequeñas maniobras.

La posibilidad de desprenderse del pesante yugo de la Historia y ponerla a nuestro servicio, castigarla tal y como castigaba Sísifo a su piedra formidable y la hacía su esclava, obligándola a arrastrarse y a rodar eternamente, resignándola. Hacer que los personajes se deshicieran del peso de esta losa y se dejasen guiar por botas enfangadas, cordeles y abrecartas, bayonetas, macutos, cántaros y arenques, patatas, jabalíes y armas cortas parabellum cuando recogiesen las balas. Un ritual marcado por todos estos objetos, las idas y venidas de los cuales serian como los trabajos y los días de los hombres.

"Caracremada" está inspirada en un hombre de carne y hueso, Ramon Vila Capdevila, que nació en Peguera el año 1908 y murió cerca de Balsareny cincuenta y cinco años más tarde. Hay cosas que son más verídicas que otras. En todo caso, es difícil estar a la altura y siempre nos quedaremos cortos, por más admiración que le confesemos. Lo auténtico es difícil de plasmar. Para Ramon, nos da la impresión, la lucha y la resistencia en todas sus

formas no fueron nunca, a diferencia de lo que fueron para otros otros, un heroísmo, sino un oficio y, con los años, una fijación que nacía de la firme voluntad de no renunciar en ningún caso al combate, por más precarios que fueran sus efectivos, y por más indefectible que fuera la derrota.

Ramon fue, sin ninguna duda, uno de los imprescindibles."