• Inicio Sugerir Modificar

Thérèse


Cartel de Thérèse

Thèrese Martin entra al Convento de Lisieux con sus tres hermanas al final del siglo XIX. Ella es alegre, abierta e idealista. La realidad del convento, su obsesión por la perfección, la muerte de su padre y la falta de cuidados alteran su salud. Therese lucha a la vez contra el sufrimiento físico y la prueba de su fe. Muere de tuberculosis a los 24 años de edad, dejando un cuaderno donde cuenta su "pequeña vida", que es traducido en el mundo entero. Su tumba se convierte en un lugar de peregrinaje.

     Título original: Thérèse
     Año: 1986
     Duración: 94 min.
     Nacionalidad: Francia
     Género: Drama.
     Fecha de estreno: 28/01/2011
     Calificación: Mayores de 7 años
     Distribuidora: Karma Films Spain

 

Comentario

Therese procede, simplemente, de mi infancia en un colegio religioso. Entre el Carmelo y un colegio religioso de los años cuarenta, no hay muchas diferencias. Era una escuela sólo para niños, terrible en cuanto a disciplina y con los problemas que siempre tienen los adolescentes de trece años que se encuentran en los alrededores de la pubertad. Y después, también el rechazo. Quise abordar su infancia desde un ángulo totalmente distinto, haciendo un esfuerzo de imaginación para tratar de comprender lo que le sucedió.

Es por eso que, familiarmente, el film se titula Thérese. Por un momento pensé titularlo Thérese Martin. Luego me pareció que ese título era un poco historiográfico y distanciado. Y yo siento, respecto a ella, simpatía e ironía al mismo tiempo. Creo que ella representa la época.

En cierto modo ella es la acumulación de mujeres que yo he filmado. Todas tienen siempre más o menos la misma edad (entre veinte y veinticuatro años). Tiene un poco de Deneuve, de Schneider, de Casabianca, de Huppert, de Mouchet. Son retratos. O más bien como autorretratos con muchos rostros. Tengo las mismas relaciones, los mismos tratos, las mismas atracciones, la misma discreción. La pasión de Thérese por Jesús está muy mostrada. Ella lo transforma en un doble, en una compañía. Para lograr la ironía, era necesario que ella fuera amada, contradicha, que fallara en sus intentos, que sufriera. Como dicen los japoneses: uno es demasiado; dos está bien.

CANAL COMPRAS