• Inicio Sugerir Modificar

La víctima perfecta


Cartel de La víctima perfecta

Dra. Juliet Devereau es una joven cirujana de urgencias que acaba de quedarse soltera. Tras separarse de su marido, se siente vulnerable, pero se esfuerza por presentar una fachada de seguridad y confianza. Armándose de valor, su primera tarea entre sus turnos de trabajo en el hospital es encontrar un nuevo apartamento al que poder mudarse con su limitado presupuesto. Cuando su agente inmobiliario local de Brooklyn le muestra una serie de posibilidades minúsculas y nada satisfactorias, Juliet queda abatida y convencida de que no podrá encontrar jamás nada remotamente agradable.

Después de otro día de búsqueda infructuosa de apartamento, Juliet se detiene ante un enorme edificio antiguo, con la puerta principal ligeramente entreabierta y, en el suelo, un letrero escrito a mano 'SE ALQUILA APARTAMENTO EN LA 6ª PLANTA'. Al subir las imponentes escaleras de caracol del apartamento, Juliet se encuentra con Max, un atractivo hombre que está puliendo los suelos de madera clásicos.

El apartamento es todo lo que Juliet habría podido soñar, techos altos, muchas habitaciones y una vista de morirse. Max la informa del precio del alquiler, que entra sin problemas dentro de su presupuesto, y sobre la marcha se queda el apartamento encantada, sin acabar de creerse su increíble golpe de suerte. Max es un tipo apuesto, aunque algo tímido, que parece el casero perfecto, y ayuda a Juliet a trasladar sus escasas posesiones al apartamento. Juliet, en su nueva condición de soltera, se siente atraída por Max y, para agradecerle toda su ayuda, lo invita a una agradable cena para dos en su nuevo apartamento.

     Título original: The resident
     Año: 2011
     Duración: 91 min.
     Nacionalidad: Reino Unido, EE.UU.
     Género: Intriga.
     Fecha de estreno: 29/07/2011
     Calificación: Mayores de 16 años
     Distribuidora: Aurum Producciones S.A.

 

Comentario

Me gusta referirme a LA VÍCTIMA PERFECTA como una cinta de "terror centrado en los personajes". Es, evidentemente, un 'thriller' psicológico, una especie de versión moderna de 'El quimérico inquilino', de Roman Polanski, o 'Atracción fatal', de Adrian Lyne. Me atraía dirigir una película que juega con distintos puntos de vista limitados y cuenta con temas y motivos ocultos al espectador que acaban por desvelarse de manera sorprendente. Quería que la acción fuera muy tensa, rayando en ocasiones en lo no convencional, y evitar así caer en la trampa de resultar demasiado tradicional. Me interesan las películas que logran que el público se interese por los protagonistas y las situaciones en las que se encuentran.

Los temas de LA VÍCTIMA PERFECTA, en lo referente tanto a su argumento como a su aspecto visual, son el aprisionamiento y la fuga, pero también el aislamiento y la claustrofobia. La película se rodó con una fuerte atmósfera de 'thriller' al estilo de Nueva York y sabe cuándo desvelar y cuándo ocultar las cosas. Abunda la tensión. Los diálogos impulsan la narración, hasta que el terror domina la película.

Quería que los detalles dieran sensación de naturalidad y tuvieran una base real. El público tiene que sentir que está en la película o, al menos, que vive la acción tal como lo hace Juliet.

Visualmente, todos estos temas se plasman por medio de un 'look' estilizado que crea una atmósfera de suspense y deja espacio para que ciertas cosas puedan quedar sin mostrar. Muchas sombras e iluminación al estilo del cine negro. La cámara se mueve como un ojo ambulante por los exteriores y decorados, mientras que el uso de lentes de foco largo permite crear sensación de claustrofobia en el interior del apartamento. No obstante, dado que estoy creando un 'thriller' psicológico y sexy, las imágenes, la iluminación y el montaje se encargan de contar la historia y crear la atmósfera, de modo que la película no cae en el error de anteponer el continente al contenido, o la forma sobre la sustancia. Es un enfoque artístico y original, pero a la vez muy comercial.

CANAL COMPRAS