• Inicio Sugerir Modificar

Personal movie


Cartel de Personal movie

Manolo rueda la película de sus vacaciones y la cámara se convierte en un personaje más, entre fiestas y ligues, hasta que un día de resaca en el que no recuerda nada de lo ocurrido la víspera, descubre restos de un cadáver en su barco. Entonces llama a su padre, un policía al que detesta, para que le ayude a salir del embrollo. Apoyándose en él y en una joven inmigrante de la que se enamora, tendrá que descubrir al culpable.

Para llegar al desenlace tendrá que enfrentarse a una trama con asesinatos y chantajes, pero también a los conflictos que lastran la relación con su padre y al creciente amor que siente por la joven inmigrante, que podría convertirse en la mujer de su vida.

     Título original: Personal movie
     Año: 2012
     Duración: 100 min.
     Nacionalidad: España
     Género: Drama. Intriga
     Fecha de estreno: 01/02/2013
     Calificación: Mayores de 18 años

 

Comentario

Personal Movie es una película de género que cualquier espectador puede entender y seguir desde el primer instante. Es una película con vocación comercial pero aparte de la anécdota perceptible en su primera lectura también es una película sobre la persona que nos gustaría ser.

En muchas culturas existe un ritual de iniciación que marca el paso de la infancia a la edad adulta, pero nunca se celebra un segundo proceso, más sutil y a veces imperceptible, que nos va llevando a aceptar la realidad tal como es en vez de cómo nos gustaría que fuese. Nos vamos adaptando hasta que un día despertamos y descubrimos que el tiempo ha pasado, que los sueños quedaron atrás. Los padres ya no pueden cargar con la culpa, los jefes tampoco, sólo nos queda aceptar el destino que nos ha tocado, o el que nos hemos forjado. Este despertar no ocurre, como el primero, a una edad determinada si no en función de las circunstancias personales de cada uno, pero suele afectar a la relación entre padres e hijos. A menudo incluye un proceso de herencia, no siempre material, pero si de comprensión del mundo y de la vida. En esta historia descubrimos ese segundo ritual, el ritual secreto, que vive el protagonista a lo largo de cuatro días que marcarán el resto de su vida.

Manolo, el protagonista de Personal Movie, atraviesa este tránsito a una edad temprana a consecuencia de varios acontecimientos extraordinarios que vamos descubriendo durante la narración.

Siguiendo la definición que Truffaut hace en su libro El cine según Hitchcock, decidí estructurar la narración en clave de suspense, es decir, ofreciendo la presentación más intensa posible de las situaciones dramáticas.

Personal Movie es ante todo la aventura de Manolo, que cree haber encontrado el paraíso y repentinamente descubre que está en el infierno. Para escapar sólo puede acudir a su padre, un tipo al que detesta, y a una joven que acaba de conocer y que carece de armas para enfrentar el peligro al que Manolo se enfrenta.

Su padre representa la tradición, todo aquello que lo ata al pasado y que quiere cambiar. La joven representa la vida que aún le queda por vivir, la figura a la que le gustaría unir su propia imagen idealizada si consigue escapar del infierno. Pero durante la historia descubre que su padre no es quien él creía que era, descubre que lo necesita más de lo que siempre había pensado, descubre que la joven tampoco es la persona que él imaginaba y sobre todo, se descubre a si mismo.

Como director y guionista he intentado pagar un tributo a la tradición, reelaborando elementos de películas que nos impresionaron a todos como Casablanca, así como recreando a un personaje muy propio de nuestro ámbito cinematográfico y que ha transitado poco el universo del suspense: El ligón de barrio metido a triunfador. Manolo es ese tipo simpático, chulo y acomplejado que tantos momentos de gloria ha dado a nuestro cine, ese pobre hombre al que le gustaría ser y no es.

He buscado una conjunción entre el cine de suspense actual, nuestra tradición cultural y un lugar común para cualquier ser humano durante su tránsito vital, la asunción del legado recibido de su padre. El personaje, un gallego de Carballo, se enfrenta a su destino en un entorno agreste y sombrío. El estilo visual pretende presentar un paraíso formal que se transforma en infierno bajo la influencia de las circunstancias.

La cámara se convertirá en un personaje más, moviéndose con agilidad, a menudo empuñada a mano (figurando ser la cámara de Manolo) como si fuese un cazador acechando a sus víctimas, pero transformando paulatinamente el punto de vista, haciendo que el cazador inicial, Manolo, se convierta en después en la presa y contagiando a los puntos de vista externos del nervio de la cámara del personaje. A lo largo de la narración el punto de vista de la cámara y del personaje se van confundiendo. Los nervios y la preocupación del protagonista se van contagiando a una cámara ligera y versátil, capaz de sostenerse con una sola mano. Utilizaré generalmente ópticas largas, que aplastan el espacio y lo comprimen, sobre todo a la hora de expresar las emociones de los personajes, con un tratamiento del sonido muy subjetivo, creando una atmósfera tensa, casi de ritual, con varios motivos recurrentes que avanzan a lo largo de la historia.

En definitiva mi intención es hacer una película de género, cargada de suspense, sólidamente anclada en la realidad y con un desarrollo verosímil y sorprendente.

Mi padre murió cuando yo tenía un año. Mi madre cuando yo tenía doce. Mi abuela y mis dos tías me acogieron y viví rodeado de amor sin ser consciente de que nunca había tenido un padre y sin echarlo de menos, porque su ausencia era suplida por dos madres y una abuela. Pero a los cuarenta años tuve un hijo y al verlo crecer empecé a comprender lo que siempre me había faltado. Por eso quise hacer esta película. Por eso quise bucear en el proceso de recrear y dar el mundo en herencia, un proceso que ocurre cíclicamente entre padres e hijos.