• Inicio Sugerir Modificar

Anochece en la India


Cartel de Anochece en la India

Ricardo decide viajar a la India por tierra, como hacía en los viejos tiempos, cuando llevaba hippies a Oriente con su furgón cruzando Europa, Turquía, Irán y Pakistán. Pero la situación ahora es muy distinta, pues ha pasado los últimos diez años de su vida en una silla de ruedas, aquejado de una enfermedad que ha alcanzado su fase final. Al viaje le acompaña Dana, su asistenta rumana. Se trata de dos seres solitarios con los que la vida tiene una deuda. El viaje se convertirá en la coartada para saldarla.

     Título original: Anochece en la India
     Año: 2013
     Duración: 84 min.
     Nacionalidad: España
     Género: Drama.
     Fecha de estreno: 11/04/2014
     Calificación: Mayores de 16 años
     Distribuidora: Wanda Films

 

Trailer:

Comentario

Cuando me preguntan por el género de Anochece en la India, no sé muy bien qué contestar. Quizás sea un drama de aventuras con toques de comedia, o una comedia dramática en el contexto de una aventura iniciática.

A las películas que me gustan y que me sirven de referencia para esta propuesta les pasa un poco lo mismo, que son difíciles de catalogar en un género determinado: tienen todas en común que son historias con pocos personajes, pero muy característicos, y que estos dirimen sus conflictos en movimiento.

Son películas como París, Texas, Una historia verdadera, Thelma y Louise o Pequeña Miss Sunshine, algunas de las mejores road movies que nos ha dado el cine independiente norteamericano desde los años setenta hasta nuestros días.

La aventura de Ricardo, y el personaje en sí, están inspirados en una persona real y en un libro que publiqué sobre su historia en el año 2003. Él se llama Lorenzo del Amo, y el libro, Anochece en Katmandú.

Lorenzo vivió en la India en los años setenta y allí conoció a Adinda, la mujer que inspira el personaje "fantasma" de Gadhali. Con ella vivió los años más felices de su vida hasta que ella le abandonó por un norteamericano con más dinero y menos hippy que él.

De vuelta a Europa, Lorenzo se compró un camión y empezó a mover viajeros, hacia oriente primero, y a África más tarde. Allí, bañándose en el río Níger, sufrió un accidente y quedó parapléjico. Desde entonces, vive incrustado en su silla de ruedas soñando con volver algún día a la India. En el año 2000, yo hice ese viaje en su lugar a la búsqueda de Adinda. En el libro, se cuenta esa peripecia viajera. Nada de esto se encuentra en la película, pero la inspira, le aporta músculo emocional y sentido dramático. Lorenzo no tiene ninguna intención de morirse, en todo caso de risa, pero se siente identificado con Ricardo, con su apuesta por la libertad de elegir.

CANAL COMPRAS