• Inicio Sugerir Modificar

La invitación


Cartel de La invitación

Una reunión de viejos amigos se convierte en una pesadilla cuando uno de los invitados empieza a intuir y a temer que todo forma parte de un siniestro plan.

Will y Eden fueron en el pasado una feliz pareja con un hijo en común. Pero la muerte en trágicas circunstancias del niño afectó irremediablemente su relación, hasta el punto de que un día ella desapareció sin previo aviso. Años más tarde, Eden regresa a la ciudad casada con otro hombre y como una persona diferente: en ella parece haber cambiado algo, es ahora una persona inquietante e irreconocible, incluso para Will. Una oscura noche, éste retorna a la casa que compartió con Eden, acompañado de su nueva novia, Kira, y de un grupo de antiguos amigos. En el transcurso de la velada, a Will le aterra la evidencia de que tanto Eden como las personas que comparten ahora su vida esconden oscuras y misteriosas intenciones. Pero, ¿podemos confiar realmente en los presentimientos de Will? o, ¿es él mismo el catalizador inconsciente de esa fatalidad que intuye?.

     Título original: The invitation
     Año: 2015
     Duración: 100 min.
     Nacionalidad: EE.UU.
     Género: Terror. Intriga
     Fecha de estreno: 08/04/2016
     Calificación: Todos los públicos
     Distribuidora: Good Films

 

Comentario

La invitación es un drama de suspense sobre personas en crisis. Inspirándose en películas de género como La semilla del diablo (1968) o Déjame entrar (2008), el filme toma prestados elementos estilísticos de thrillers como Klute (1971) o la configuración de la puesta en escena que aparece en El infierno del odio (1963). Desde el primer al último fotograma, la película transmite una creciente sensación de temor e inquietud -en la que los progresivos miedos y las incertidumbres de nuestro personaje principal, Will, ejercen sobre los espectadores una sensación de continua tensión-. ¿Creemos en sus miedos o los subestimamos como hacen algunos de los personajes? ¿La aflicción de Will lo aleja de la realidad o está dirigiendo su realidad hacia otro extremo? Al observar la realidad desde el inestable punto de vista de Will, el espectador se pregunta ¿quién debe ser verdaderamente temido en ese grupo? ¿Quién, o qué, es realmente peligroso?

El conjunto de personajes que aparecen en La invitación -incluso los de más baja moral- son complejos e incluso pueden resultar, paradójicamente, simpáticos. Muchos de esos perfiles podrían ser de gente que conocemos. Algunos de ellos se mueven en entornos a los que podríamos pertenecer. No tengo en mente a ningún villano de película, sólo a algunas dañinas y desquiciadas personas que llevan a cabo actos destructivos en momentos de intensa vulnerabilidad y en el nombre de alguna oscura creencia. Si existe un villano en esta película es la resistencia cultural a incorporar en nuestras vidas el dolor y el sufrimiento de una manera presente y real -es esa rabia que acompaña a nuestro desconocimiento del mundo y su naturaleza impredecible-. Nuestro miedo a perder el control, así como el rechazo al sufrimiento y a la pena, a menudo nos conduce a momentos de verdadero terror. Dentro de su categoría de cine de género, La invitación explora las consecuencias, a veces irrevocables, de esa negación de la tragedia. Eden y el deseo de David para negar las desgracias del pasado y llevarlas a extremos totalmente drásticos. La insistencia de Will por mantener sus caóticos sentimientos a raya le impiden relacionarse con Kira -una mujer que lo ama a pesar de la terrible tragedia que lo asola-. En esta película, exploro cómo un personaje tiene que experimentar algo terrible para abrazar verdaderamente su deseo de vivir. A veces, para algunos de nosotros, tiene que pasar lo peor para que suceda lo mejor.