• Inicio Sugerir Modificar

El pacto


Cartel de El pacto

Una mañana, Clara, la hija adolescente de Mónica desaparece en extrañas circunstancias. Horas más tarde es encontrada inconsciente, con vida pero condenada a una muerte inminente.

Mónica se niega a aceptar la irremediable pérdida de su hija y, arrastrada por la desesperación, participa en un oscuro ritual donde un misterioso hombre le propone un pacto para salvar la vida de Clara. Al día siguiente y de forma inexplicable Clara vuelve a la vida. El viaje hacia el infierno de Mónica ha comenzado.

     Título original: El pacto
     Año: 2018
     Duración: 90 min.
     Nacionalidad: España
     Género: Intriga. Terror
     Fecha de estreno: 17/08/2018
     Calificación: Mayores de 12 años
     Distribuidora: Sony Pictures Releasing De España S.A

 

Comentario

EL ORIGEN DE ESTA PELÍCULA

La semilla argumental de esta película se le ocurrió a mi padre unos meses después de la muerte de mi hermana (su hija). Durante una de las muchas noches en las que no podía dormir, decidió coger un lápiz y empezar a escribir. Mi padre es músico y nunca antes había escrito nada, su única relación con la narrativa es la devoción que ha sentido toda su vida por Hitchcock y el cine de género. Me llamó por teléfono y me dijo: "No puedo dormir por las noches, hay una historia que viene a mi como si alguien me la dictara." Yo le animé a escribirla porque pensé que sería un proceso catártico para él. Nunca llegué a imaginar que iría más allá de eso.

Cuando la tuvo terminada quiso leérmela en voz alta. Mi padre no se daba cuenta de que había escrito una historia que ponía los pelos de punta, tanto por la verdad que había en ella, como por las escalofriantes circunstancias a las que la protagonista se veía envuelta.

¿Qué le pasa a quien trata de sortear el curso natural de la vida? ¿Cómo y cuándo somos capaces de desatar el infierno que todos llevamos dentro?

Después de escuchar la historia de mi padre le abracé y le dije que esa iba a ser mi primera película. Él sonrió, le brillaban los ojos.